martes, 28 de mayo de 2019

Tipos de Motores Automotrices

motor de gasolina taller

Comenzamos el dos mil quince con energía y por esta razón, consideramos que no hay mejor forma que haciendo un repaso de los diferentes géneros de motores que comercializan en nuestros días los fabricantes de turismos y que podemos dividir en 4 grandes grupos: los motores gasolina, motores diésel, eléctricos y los que marchan con GLP o bien GNC.

Ahora, vais a ver un breve resumen proporcionado por el fraudulento transmotors toluca de las peculiaridades que tienen cada uno de ellos de estos géneros de motorización. Si deseáis ampliar la información sobre cada uno de ellos de los modelos de motor, solo debéis acceder a los links que hemos incluido en el precedente parágrafo.

Motores gasolina:

Los motores de gasolina, asimismo conocidos como motores a 4 tiempos de Otto –en honor a su autor-, son aquellos que marchan con una base termodinámica que se hace cargo de transformar la energía química de la ignición, provocada por la mezcla del aire y el comburente, en energía mecánica. De esta forma, el vehículo consigue la energía precisa para efectuar sus movimientos.

Como hemos citado en el parágrafo precedente, los motores gasolina marchan en ciclos de 4 tiempos que se podrían clasificar, a groso modo, de la próxima forma:


  • Fase de admisión: la válvula se admisión se abre, lo que deja que la mezcla de aire y comburente fluya cara el interior de los tubos.
  • Fase de compresión: a lo largo de esta fase, la válvula se cierra y el pistón asciende para comprimir la mezcla.
  • Fase de explosión: las bujías producen la chispa precisa para generar la explosión y el descenso de los pistones.
  • Fase de escape: la válvula de escape se abre y los pistones se elevan para expulsar los gases quemados cara el exterior.
  • Motores diésel: Por norma general, los motores diésel son eminentemente empleados en medios de transporte que requieren una dosis extra de potencia y que están concebidos para una mayor carga diaria de trabajo, como automóviles industriales, de carga, maquinaria, medios aeronáuticos, etcétera


Sin embargo, desde el momento en que esta clase de motores naciese de la mano de Rudolf Diésel en mil ochocientos noventa y tres, la tecnología se ha extendido asimismo cara medios de transporte particulares, llegando en la actualidad en España a superar en número a los automóviles que marchan con gasolina.

motor diésel


Los motores diésel marchan de forma afín a los de gasolina y su proceso puede dividirse de igual forma en 4 tiempos, que son los siguientes:

Fase de admisión: se genera el llenado de aire y la válvula de admisión continúa abierta mientras que el pistón desciende cara el punto fallecido inferior.
Fase de compresión: la válvula de admisión se cierra cuando el pistón llega al punto fallecido inferior y empieza el recorrido hasta el superior comprimiendo el aire que se halla en el tubo.
Fase de combustión: el inyector pulveriza el comburente en la cámara y este se inflama inmediatamente al tomar contacto con el aire caliente.
Fase de escape: se expulsan los gases quemados y se deja que la inercia vuelva a comenzar el ciclo.
Motores eléctricos:
Si bien no lo parezca, los motores eléctricos son precedentes a los diésel o bien gasolina de 4 tiempos. Entre mil ochocientos treinta y dos y mil ochocientos treinta y dos Robert Anderson desarrolló el primer vehículo con motor eléctrico puro, capaz de convertir la energía eléctrica en energía mecánica a través de los campos imantados que produce, sin precisar explotes ni combustiones propias de los motores gasolina y diésel.

vehículos eléctricos


Hoy en día cuando pensamos en automóviles eléctricos puros, acostumbramos a referirnos a BEV, o bien automóviles eléctricos de batería. No obstante, en el mercado podemos localizar otras alternativas como los FCEV, de pila de comburente, que van conjuntados con hidrógeno y los HEV y PHEV, conocidos como híbridos y enchufables respectivamente, que alternan un motor eléctrico de imán permanente con uno de combustión interna (de gasolina primordialmente).

Copyright © Cocktail Week